Un pequeño asteroide pasa próximo a la Tierra: el sobrevuelo más cercano registrado.

Una roca espacial del tamaño de un todoterreno sobrevoló nuestro planeta durante el fin de semana y fue detectada por un estudio de asteroides financiado por la NASA.

Los asteroides cercanos a la Tierra, o NEA por sus siglas en inglés, sobrevuelan nuestro planeta todo el tiempo. Pero un asteroide del tamaño de un todoterreno estableció el récord el fin de semana pasado por acercarse a la Tierra más que cualquier otro NEA conocido: pasó 2.950 kilómetros sobre el sur del Océano Índico el domingo 16 de agosto a las 12:08 am EDT (sábado, 15 de agosto a las 9:08 pm PDT).


Esta ilustración muestra la trayectoria del asteroide 2020 QG doblando durante su aproximación a la Tierra. El asteroide es el asteroide no impactante más cercano que se haya detectado. Créditos: NASA/JPL-Caltech.

Con un tamaño aproximado de 3 a 6 metros de ancho, el asteroide 2020 QG es muy pequeño para los estándares de asteroides: si realmente hubiera estado en una trayectoria de impacto, probablemente se habría convertido en una bola de fuego al romperse en la atmósfera de la Tierra, que ocurre varias veces al año.

Según algunas estimaciones, hay cientos de millones de pequeños asteroides del tamaño de 2020 QG, pero son extremadamente difíciles de descubrir hasta que se acercan mucho a la Tierra. La gran mayoría de los NEA pasan de manera segura a distancias mucho mayores, generalmente mucho más lejos que la Luna.

“Es realmente genial ver un pequeño asteroide acercarse tanto, porque podemos ver que la gravedad de la Tierra dobla drásticamente su trayectoria”, dijo Paul Chodas, director del Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS) del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA, al sureste de California. “Nuestros cálculos muestran que este asteroide giró unos 45 grados cuando pasó por nuestro planeta”.

Con una velocidad de unos 12 kilómetros por segundo, un poco más lento que el promedio, señaló Chodas, 2020 QG se registró por primera vez como una racha larga en una imagen de cámara de campo amplio tomada por la Zwicky Transient Facility. La imagen fue tomada seis horas después del punto de aproximación más cercano, cuando el asteroide se alejaba de la Tierra. Zwicky Transient Facility, un telescopio de exploración del cielo financiado por la National Science Foundation y la NASA, tiene su sede en el Observatorio Palomar de Caltech, en el condado de San Diego. El Programa de Observaciones de Objetos Cercanos (NEO por sus siglas en inglés) a la Tierra de la NASA financia el procesamiento de datos para detecciones de NEO.


La raya en un círculo en el centro de esta imagen es el asteroide 2020 QG, que se acercó más a la Tierra que cualquier otro asteroide no impactante registrado. Fue detectado por Zwicky Transient Facility el domingo 16 de agosto a las 12:08 a.m. EDT (sábado 15 de agosto a las 9:08 p.m. PDT). Créditos: ZTF/Caltech Optical Observatories.

El asteroide 2020 QG entra en los libros de récords como el asteroide no impactante más cercano conocido; muchos asteroides muy pequeños impactan nuestro planeta cada año, pero solo unos pocos se han detectado en el espacio unas pocas horas antes de impactar la Tierra. En promedio, un asteroide del tamaño de 2020 QG pasa tan de cerca solo unas pocas veces al año.

En 2005, el Congreso asignó a la NASA el objetivo de encontrar el 90% de los asteroides cercanos a la Tierra que tienen un tamaño de, aproximadamente, 140 metros o más. Estos asteroides más grandes representan una amenaza mucho mayor si impactaran, y pueden detectarse mucho más lejos de la Tierra, porque su velocidad de movimiento a través del cielo es típicamente mucho menor a esa distancia.

“Es un gran logro encontrar estos pequeños asteroides cercanos en primer lugar, porque pasan muy rápido”, dijo Chodas. “Por lo general, solo hay una breve ventana de un par de días antes o después de una aproximación cercana, cuando este pequeño asteroide está lo suficientemente cerca de la Tierra como para ser visto por su brillo, pero no tan cerca como para moverse demasiado rápido en el cielo para ser detectado por un telescopio.”

Una división de Caltech en Pasadena, JPL, aloja CNEOS para el Programa de Observación de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA, en la Oficina de Coordinación de Defensa Planetaria de la NASA. Puede encontrar más información sobre CNEOS, asteroides y objetos cercanos a la Tierra en: https://cneos.jpl.nasa.gov