El Telescopio de la NASA WFIRST nombrado Nancy Grace Roman Space Telescope, en agradecimiento a la “Madre del Hubble”.


Telescopio de Estudio Infrarrojo de Campo Amplio de la NASA (WFIRST) ahora se llama Nancy Grace Roman Space Telescope, en honor a la primera Jefa de Astronomía de la NASA.
Créditos: NASA.

La NASA está nombrando su telescopio espacial de próxima generación actualmente en desarrollo, el Wide Field Infrared Survey Telescope (WFIRST), en honor a Nancy Grace Roman, la primera astrónoma jefa de la NASA, que allanó el camino para los telescopios espaciales enfocados en el Universo más amplio.

El recién nombrado Nancy Grace Roman Space Telescope, o Roman Space Telescope para abreviar, se lanzará a mediados de la década de 2020. Investigará misterios astronómicos de larga data, como la fuerza detrás de la expansión del Universo, y buscará planetas distantes más allá de nuestro Sistema Solar.

Considerada la “madre” del telescopio espacial Hubble de la NASA, que se lanzó hace 30 años, Roman abogó incansablemente por nuevas herramientas que permitieran a los científicos estudiar el Universo más amplio desde el espacio. Dejó un tremendo legado en la comunidad científica cuando murió en 2018.

“Debido al liderazgo y la visión de Nancy Grace Roman, la NASA se convirtió en pionera en astrofísica y lanzó el Hubble, el telescopio espacial más potente y productivo del mundo”, dijo el administrador de la NASA Jim Bridenstine. “No se me ocurre un nombre mejor para WFIRST, que será el sucesor de los telescopios Hubble y Webb de la NASA”.

La ex senadora Barbara Mikulski, que trabajó con la NASA en los telescopios espaciales Hubble y WFIRST, dijo: “Es apropiado que al celebrar el centenario del sufragio femenino, la NASA haya anunciado el nombre de su nuevo telescopio WFIRST en honor a la Dra. Nancy Roman, la bien merecida, Madre de Hubble. Reconoce los increíbles logros de las mujeres en la ciencia y nos acerca aún más a las figuras ocultas y a las galaxias ocultas”.


Programado para su lanzamiento a mediados de la década de 2020, el Nancy Grace Roman Space Telescope, anteriormente conocido como WFIRST, funcionará como el primo con los ojos abiertos del Hubble. Si bien es tan sensible como las cámaras del Hubble, el Instrumento de campo ancho de 300 megapíxeles del Roman Space Telescope generará una imagen del área del cielo 100 veces más grande. Esto significa que una sola imagen del Roman Space Telescope contendrá el detalle equivalente de 100 imágenes del Hubble.
Créditos: NASA.
¿Quién fue Nancy Grace Roman?

Nacida el 16 de mayo de 1925, en Nashville, Tennessee, Roman perseveró constantemente frente a los desafíos que plagaron a muchas mujeres de su generación interesadas en la ciencia. Para el séptimo grado, sabía que quería ser astrónoma. A pesar de estar desanimada a entrar en ciencias, el jefe del departamento de física de Swarthmore College le dijo que por lo general disuadía a las chicas en especializarse en física, pero que ella “podría lograrlo”. Roman obtuvo una licenciatura en astronomía de Swarthmore en 1946 y un doctorado de Universidad de Chicago en 1949.

Permaneció en Chicago durante seis años e hizo descubrimientos sobre las composiciones de estrellas que tuvieron implicaciones para la evolución de nuestra galaxia, la Vía Láctea. Sabiendo que sus posibilidades de lograr la tenencia en la universidad como mujer eran escasas en ese momento, tomó una posición en el Laboratorio de Investigación Naval de EE. UU. e hizo grandes avances en la investigación de preguntas cósmicas a través de ondas de radio.

Roman llegó a la NASA en 1959, solo seis meses después de que se estableciera la agencia. En ese momento, se desempeñó como jefa de astronomía y relatividad en la Oficina de Ciencias del Espacio, administrando programas y asignaciones relacionadas con la astronomía.

“Sabía que asumir esta responsabilidad significaría que ya no podría investigar, pero el desafío de formular un programa desde cero que creía que influiría en la astronomía en las próximas décadas era demasiado grande para resistirlo”, dijo en una entrevista con la NASA.

Esta fue una época difícil para las mujeres que querían avanzar en la investigación científica. Mientras que Roman dijo que los hombres generalmente la trataban por igual en la NASA, también reveló en una entrevista que tenía que usar el prefijo “Dr.” con su nombre porque “de lo contrario, no podría pasar de las secretarías”.

Pero ella persistió en su visión para establecer nuevas formas de investigar los secretos del Universo. Cuando llegó a la NASA, los astrónomos podían obtener datos de globos, cohetes y aviones, pero no podían medir todas las longitudes de onda de la luz. La atmósfera de la Tierra bloquea gran parte de la radiación que proviene del Universo distante. Además, solo un telescopio en el espacio tendría el lujo de la perpetua noche y no tiene que apagarse durante el día. Roman sabía que para ver el Universo a través de ojos más poderosos y sin parpadear, la NASA tendría que enviar telescopios al espacio.

A través del liderazgo de Roman, la NASA lanzó cuatro observatorios astronómicos en órbita entre 1966 y 1972. Si bien solo dos de los cuatro tuvieron éxito, demostraron el valor de la astrofísica espacial y representaron los precursores de Hubble. También defendió el International Ultraviolet Explorer, que fue construido en la década de 1970 como un proyecto conjunto entre la NASA, la ESA (Agencia Espacial Europea) y el Reino Unido, así como el Cosmic Background Explorer, que midió la radiación sobrante del Big Bang y llevó a dos de sus principales científicos a recibir el Premio Nobel de Física en 2006.

Sobre todo, a Roman se le atribuye la posibilidad de hacer realidad el telescopio espacial Hubble. A mediados de la década de 1960, creó un comité de astrónomos e ingenieros para imaginar un telescopio que pudiera lograr importantes objetivos científicos. Ella convenció a la NASA y al Congreso de que era una prioridad lanzar el telescopio espacial más poderoso que el mundo hubiera visto.

Hubble resultó ser el telescopio espacial más revolucionario científicamente de todos los tiempos. Ed Weiler, científico principal del Hubble hasta 1998, llamó a Roman “la madre del telescopio espacial Hubble”.

“Nancy Grace Roman fue una líder y defensora cuya dedicación contribuyó a que la NASA siguiera seriamente el campo de la astrofísica y lo llevara a nuevas alturas”, dijo Thomas Zurbuchen, administrador asociado de ciencia de la NASA. “Su nombre merece un lugar en el cielo que estudió y abrió para muchos”.


El Nancy Grace Roman Space Telescope, anteriormente conocido como WFIRST, es el próximo telescopio espacial diseñado para realizar imágenes de campo amplio y espectroscopía del cielo infrarrojo. Uno de los objetivos del Roman Space Telescope será buscar pistas sobre la energía oscura, la fuerza misteriosa que está acelerando la expansión del Universo. Otro objetivo de la misión será encontrar y estudiar exoplanetas.
Créditos: NASA.
¿Qué es el Roman Space Telescope?

El Roman SpaceTelescope será un observatorio de la NASA diseñado para resolver preguntas esenciales en las áreas de energía oscura, exoplanetas y astrofísica infrarroja. El telescopio tiene un espejo primario que mide 2.4 metros de diámetro y tiene el mismo tamaño que el espejo primario del telescopio espacial Hubble. El Roman Space Telescope está diseñado para tener dos instrumentos, el Instrumento de Campo Amplio y un Instrumento de Coronagrafía de demostración de tecnología. El instrumento de campo ancho tendrá un campo de visión que es 100 veces mayor que el instrumento infrarrojo del Hubble, lo que le permitirá capturar más cielo con menos tiempo de observación. El instrumento Coronagraph realizará imágenes de alto contraste y espectroscopía de exoplanetas cercanos individuales.

El proyecto WFIRST superó un hito programático y técnico crítico en febrero, dando a la misión la luz verde oficial para comenzar el desarrollo y las pruebas de hardware. Con la aprobación de este último hito clave, el equipo comenzará a finalizar el diseño de la misión mediante la construcción de unidades y modelos de prueba de ingeniería para garantizar que el diseño se mantenga en condiciones extremas durante el lanzamiento y mientras está en el espacio.

La Ley de Asignaciones Consolidadas del Año Fiscal 2020 de la NASA financia el programa WFIRST hasta septiembre de 2020. No está incluida en la solicitud de presupuesto del Año Fiscal 2021, ya que la administración quiere centrarse en completar el Telescopio Espacial James Webb.